Atalaya: desde la tela de araña

Cultura en la red, reflexiones, relatos, tutoriales y paridas diversas

[Libro #3] Tekkon kinkreet, de Taiyō Matsumoto

2009-01-08 18:30

Me llegó Tekkon kinkreet como regalo de navidad de fernand0, después de añadirlo a la lista de deseos por recomendación de Boing Boing. Creo que es la novela gráfica más gorda que he leído, casi 600 páginas.
Y va de un par de chavales, posiblemente hermanos, Black and White, vagabundos en Treasure City. Y también de la propia ciudad, una ciudad que va cambiando con la llegada de una corporación que construye una torre de entretenimiento para niños, corporación cuyo delegado se llama nada menos que Serpiente (pero no Plssssken), tiene cara de máscara de teatro japonés y unos secuaces que no hablan en shintoísta y quieren acabar con Black & White.
Aparentemente, es la clásica lucha del bien con el mal. El bien es la dualidad, el zen, el equilibrio representado por Black y White, dos aspectos del todo que se complementan y se ayudan. Black es atrevido y agudo, White no tiene muchas luces, pero es perceptivo. Esta dualidad aparece en todo el libro: par contra impar (cuando B&W se enfrentan con alguien, normalmente lo hacen contra tres sicarios; cuando Black se enfrenta sólo, lo hace con dos sicarios), luz contra oscuridad (White representa a la luz, y la oscuridad le pone triste; Black es la oscuridad, y trata de enfrentarse contra la luz, y también contra sí mismo), masculino/femenino (los dos policías, uno de cada), adulto/infantil (los verdaderos enemigos de B&W son adultos, cuando pelean con gente de su edad acaban convirtiéndose en aliados); en resumen, un cómic de alto contenido simbólico.
No se puede hablar del cómic dejando de lado los aspectos visuales: mientras que en los cómics japoneses suele privar lo colosal y lo tecnológico, los fondos de Matsumoto son ingenuos, con animalitos (tortugas, iguanas), máscaras, moais y una luna dibujada en la forma clásica de cara sonriente, y también abigarrados y barrocos, llenos de nombres, anuncios, gente vestida de la forma más diversa. También distorsiona la perspectiva en muchas viñetas, aumentando lo cercano y reduciendo lo más lejano como en los cuadros de Escher. En general, el tipo de dibujo se acerca más al Incal de Moebius que a cosas como Akira.
Sin embargo, me ha decepcionado un poco. Todo queda un poco difuminado, las metáforas a veces se entremezclan, y no se concretan nada los conflictos: los policías están un poco de adorno, los malos tampoco está claro qué es lo malo que hacen (aparte de darle pa'l pelo a unos cuantos, aunque éstos también reparten a gusto). Visualmente, por otro lado, es uno de los mejores que he leído. Así que será un 3 de 5.

Etiquetas: , , , ,

Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://atalaya.blogalia.com//trackbacks/61418

Comentarios

Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.224.5.186 (109d5ddd7d)
Comentario

Se comenta en...

  • JJ en [Libro #3] A Christmas Carol, de Charles Dickens
  • PABLO PASCUAL LÓPEZ en [Libro #3] A Christmas Carol, de Charles Dickens
  • tpeliculas en [Libro #31] Crimen contra reloj, de Frank Launder y Sidney Gilliat
  • JJ en [Libro #29] El guardián invisible, de Dolores Redondo
  • Anónima en [Libro #29] El guardián invisible, de Dolores Redondo
  • JJ en [Libro #29] El guardián invisible, de Dolores Redondo
  • tripu en [Libro #29] El guardián invisible, de Dolores Redondo
  • fernand0 en [Libro #29] El guardián invisible, de Dolores Redondo
  • josemaria en [Libro #29] El guardián invisible, de Dolores Redondo
  • armando en Las olas van y vienen
  • Sobre Atalaya

    Esta es la bitácora o blog de Juan Julián Merelo. Si quieres contactar con el autor, usa su correo electrónico jjmerelo (arroba) gmail.com, o simplemente deja un comentario. Y si quieres leer alguna cosa más de las que escribe, prueba esta novela

    Listas de deseos

    A veces leo

    Otras veces escribo en

    Blogalia Blogalia